Revisiones auditivas en niños. Cuándo y cómo corregir un problema auditivo

La audición es uno de los aspectos fundamentales en el desarrollo social, emocional y cognitivo de la persona. Frente a otros aspectos a evaluar, la salud auditiva no suele ser uno de los valores en los que se puede notar o identificar una carencia como puede ser la movilidad o la vista.

Por ese motivo debemos de plantearnos una cuestión,  ¿A qué edad debería ser la primera revisión auditiva? Normalmente, la audición de los más pequeños suele revisarse al nacer, antes de salir del hospital. Aunque después de eso, los padres no saben cuándo deberían solicitar una revisión de la salud auditiva.

La revisión auditiva en niños

Es muy frecuente que los niños sufran de otitis media antes de los dos años. Este tipo de infección puede agravarse y sucederse de manera repetida hasta los cinco o los seis años.

Las otitis en niños deben ser siempre tratadas por médicos de familia u especialistas en otorrinolaringología. Sobre todo si los tratamientos iniciales no son definitivos en la cura.

Entre los 3 y 5 meses de vida, el sonido empieza a ser un estímulo para el niño al que le hace reaccionar. En la fase siguiente de crecimiento, de entre 6 y nueve meses, el estímulo auditivo es tan fuerte para el niño que le hace dirigir la mirada hacia el sonido.

Si esta interacción no sucediese, es importante comentarlo con el médico pediatra para realizar una evaluación complementaria. Como padres, hay situaciones que nos ayudan a identificar que los niños deben de tener una atención especializada.

Algunas de estas pueden ser:

  • No interacción con otros niños
  • Falta de atención a los sonidos de baja intensidad
  • Necesidad de un mayor volumen en los sonidos de televisión, móviles o emisores de audio.
  • Bajo desarrollo de las funciones del habla

Si existe alguna de estas características en el niño, se debe de comunicar al pediatra lo antes posible. Y así realizar una medición auditiva.

Ten en cuenta que detectar estas anomalías no es fácil. Sobre todo si los niños ya han comenzado la asistencia al colegio o a la guardería. Por este motivo, es frecuente que sean los profesores o los profesionales de la educación los que te informen de que algo no va bien. Si es así, no dudes en acudir al médico. El desarrollo de tu hijo está en juego.

La importancia de esta detección es importante en toda la etapa de crecimiento del niño, Medical Óptica Audición colabora de manera activa en la detección de estas carencias con niños bielorrusos con dificultades en el acceso a la identificación de problemas auditivos.

Si tienes dudas sobre la salud auditiva de tu hijo o hija, visita Medical Óptica Audición, donde le realizaremos un completo chequeo y test de audición para detectar cualquier tipo de problema o afección. ¡Pon a tu hijos en las manos de los mejores profesionales y acude a nuestro centro más cercano!